Contrapunto II / Concepción Báez

Salas 4 y 5

La pintura de Concepción Báez es plástica viva y es andar por los silencios del signo y de las premoniciones. La acción secreta e incógnita de las mujeres de esta galería de retratos y autorretratos significa que son esencia y armonía, concéntrica actividad y sensualidad en el todo y en el medio. Reposando en divanes, sigilosas, con inaudita saña vespertina y en espera del encuentro final, las mujeres de Báez lo encuentran y vuelven a la tortura de la espera, del encuentro y nuevamente aguardar la novedad de lo que se encuentra y lo que es catarsis en la finalidad.
Mucho de espuma poseen las imágenes de esta artista de las obsesiones y de las perversiones (que subliman) humanas. Pero de ahí a la jerarquía y al orden. Trasplante de la obsesión: circular, hermética, desconcertante. La numerología, la magia y lo que jamás se responde, si no es con otra pregunta surge de inmediato, en esas alcobas difuminadas y en esos mis rostros marmóreos. La presencia de lo ausente. Ausencia y presentido encuentro con quien llegará. La distancia específica entre el uno y la pareja.
Eso es parte del ritual creativo de Concepción Báez: pintora de verdad y que en tono menor va llevando sus ritos hasta las latitudes de hechos humanos, corpóreos, evidentes y de momento, o triunfo de la encarnación.
Todo es funambulesco en lo que plasma la Báez, pero de ahí van concluyendo, al menos utópicamente, muchas de las disyuntivas y posibilidades del arte de ser y de decir, lo netamente individualista o subjetivo y lo que corpóreo viene a ser pensamiento y realización finalmente. Mujeres incógnitas, sombras femeninas reflejadas en iridiscentes blancos, tonos naranjas y obsesionantes como pálidas sombras humeantes. Loas menesteres de la soledad y el brillo de lo ausente.
Concepción Báez, solitaria, va conformando la imagen de la mujer: en el trópico fatal y en el destino que le espera. Arte, pues de verdad, y de muchas otras cosas más.

Alfonso de Neuvillate

Acerca de Concepción Báez

Obtuvo el grado de Maestría en Artes Plásticas por la Universidad de Chile. Es licenciada en Artes Plásticas por la Escuela Nacional de Pintura y Escultura, “La Esmeralda”.

Distinciones: Mención Honorífica en la 1a. Bienal de Dibujo Silvia Pawa (2003) Instituto Cultural México-Israel. Primer Premio en el Concurso de Pintura Feria de las Flores del Museo del Carmen, México, D.F. Ha expuesto de manera individual y colectiva en Chile, España, EU, Líbano, México.

-Concepción Báez